top of page

¿OMS? ¿Es realmente una organización mundial para la salud?

La OMS pretende imponer una dictadura sanitaria global. Pretende para mayo de 2024 hacerse con el poder absoluto y de forma totalitaria en materia de gestión de crisis sanitarias mediante convenios, acuerdos y demás instrumentos jurídicamente vinculantes con arreglo al Derecho internacional. El objetivo es lograr la adhesión por parte de los estados, a un acuerdo relativo a la prevención, la preparación y la respuesta ante pandemias y otras catástrofes (Consejo de la Unión Europea, 6 jun 2023).


Este cambio de enfoque, que transformaría las recomendaciones de la OMS en decisiones vinculantes y con imposición legal, plantea interrogantes y preocupaciones fundamentales sobre la soberanía real de los países miembros, ya que se pretende que lo que dicte la OMS tenga preeminencia sobre las decisiones de cada país miembro.


Esta nueva situación daría al Director General de la OMS el poder para imponer confinamientos, restricciones al movimiento, tratamientos, protocolos médicos y vacunas. Asimismo, le permitiría censurar la información científica que no considere “válida” sin tener que someterse a los mecanismos de revisión y discusión pública que rigen los estándares de calidad científica.


El papel de la OMS en materia de salud está actualmente más que puesto en cuestión. En su evolución desde el final del siglo pasado, ha cambiado sus fuentes de financiación que, en estos momentos, sólo dependen en un 20% de las cuotas de los estados. El resto son contribuciones voluntarias ligadas a intereses privados, estando una cuarta parte directamente controlada por fundaciones como la Bill y Melinda Gates, la Alianza GAVI (controlada también por Bill Gates), la Fundación Bloomberg, el Club Rotario y diversas empresas multinacionales y farmacéuticas. Esto plantea un evidente conflicto de intereses, que inhabilita a esta institución para defender los intereses de los estados miembros y la salud de la población mundial.


Se destaca la intención de la OMS de imponer vacunaciones obligatorias, un recurso que la organización busca implementar y que directamente beneficia a las farmacéuticas que contribuyen económicamente a su financiación.

Entre 2021 y 2022, la implementación de las directrices de la OMS no ha estado vinculada a una disminución de la mortalidad respecto a 2020, sino que ha seguido alta en muchos países, generando dudas sobre la eficacia de dichas medidas (confinamientos, cese forzado de actividad económica, obligatoriedad de mascarillas, distanciamiento social, vacunación masiva de la población mediante coerción...).


¿QUÉ PRETENDEN LLEVAR A CABO EN MAYO 2024?


Es especialmente notable también el incremento significativo de enfermedades como infartos, cáncer y enfermedades autoinmunes que se ha observado.

Ante este escenario, subrayamos la importancia de que los gobiernos de cada país miembro de la OMS desempeñen un papel crucial en la toma de decisiones relacionadas con la salud. Defendemos que las decisiones en materia de salud sean tomadas por las Comunidades Autónomas, el Parlamento y el Gobierno del Estado Español, con total transparencia, respetando y favoreciendo de un modo real la participación ciudadana, decisiones respaldadas por profesionales independientes sin vínculos con multinacionales farmacéuticas, garantizando la libertad individual en la elección de tratamientos y prácticas de salud.


Exigimos el respeto a los derechos humanos, basándonos en documentos como el Código de Núremberg o el Convenio de Oviedo, el respeto a la libertad individual para la toma de decisiones médicas, garantizando información exhaustiva y disponibilidad de todos los tratamientos para cada individuo.

Rechazamos la manipulación y coacción, tanto en ámbitos públicos como privados. Es esencial garantizar la transparencia en la creación de conocimiento científico, con procesos basados en la revisión pública y datos accesibles, evitando cualquier forma de censura que obstaculice la búsqueda de la verdad.

Finalmente, deseamos poner de manifiesto que nuestra prioridad fundamental es el desarrollo humano, con especial énfasis en la protección de la infancia y la juventud.

POR ESE MOTIVO,





436 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page